El Madrid torpedea la Selección (y luego pitan a Piqué)

Facebooktwittergoogle_plusredditlinkedin

Al Madrid no le interesa la Selección Española. Ni lo que le ocurra. Siempre ha sido así, porque el equipo blanco se considera a sí mismo como la auténtica selección de este país. No es extraño, pues, que los mayores éxitos de la Roja hayan llegado cuando se juntó allí la mejor generación de jugadores del Barça de la historia. Supongo que estaréis al tanto, pero, por si acaso, os refresco la que será desde ya, para mí, la noticia de este Mundial: el Madrid ha hecho oficial que Lopetegui será su nuevo entrenador en cuanto acabe su participación en el torneo. Luego pitan a Piqué, un ejemplo de compromiso, pero el Madrid torpedea la Selección con este anuncio. Ahora, al seleccionador se le llenará la boca con palabras como profesionalidad y dedicación hasta el último segundo, pero eso era mejor demostrarlo rechazando el ofrecimiento. Así lo hizo en su día Luis Enrique cuando el Barça fue a buscarle tras la recaída de Tito Vilanova en su enfermedad. Luis Enrique se acababa de comprometer con el Celta, como Lopetegui con la Selección (hace poco firmó hasta 2020), y el asturiano pensó (con bastante sentido común y seriedad) que no era cuestión de mirar sólo por sus intereses.

Para mí tiene tanta culpa o más el actual seleccionador que Florentino. Mira que no habrá entrenadores en el mundo para fijarse casi siempre en los que tienen contrato en vigor con otros equipos. Supongo que tras comprobar que lo de Pochettino le iba a costar sangre, sudor y lágrimas arrebatárselo al Tottenham ha tirado por algo más sencillo: quitárselo a la Selección, que está más cerca y es más barato. Desde ahora, al menos a mí, este seleccionador no me representa y el posible éxito de la Selección (algo que se me antoja muy difícil) nunca podrá ser achacable a él. Al contrario, una eliminación en la fase de grupos será vista con total normalidad por los madridistas, que así tendrán a su entrenador con plena dedicación en poco más de 15 días.

Además de compasión por el ridículo de la Prensa del régimen (desde que se fue Zidane se habló de miles de candidatos, pero nunca de Lopetegui), el anuncio por sorpresa de este nombramiento me genera muchas incógnitas. ¿Se puede preparar un Mundial y al mismo tiempo la pretemporada de uno de los equipos más importantes del mundo? ¿Cómo puede exigir compromiso un líder si él mismo es el primero que no lo cumple? ¿Prohibirá, por ejemplo, a los jugadores que manejen su futuro profesional en la concentración? ¿Les exigirá que no hablen de otra cosa que no sea la Selección? En el primer partido, España se enfrenta a Portugal, donde juega la máxima estrella del próximo equipo del seleccionador. ¿Le dirá Lopetegui a Ramos que le haga a Cristiano la llave de judo con la que lesionó a Salah en la final de la Champions? ¿Preferirá el seleccionador perder el primer partido para tener contento al portugués el próximo curso? Tanto el Madrid como el Seleccionador han mirado en este caso por su interés particular y han dejado de lado el interés general de todo un país. Que ahora no me hablen de profesionalidad, porque la profesionalidad se demuestra de otra forma. Por otro lado, también os digo que nunca me gustó este seleccionador. No de ahora, que demuestra que es otro madridista más, sino desde que aterrizó en el cargo. No sé por qué, pero les tengo manía a los entrenadores que fueron porteros. Me parece que triunfan muy pocos. Ojalá sea así también en este caso. La forma y el momento de llegar al Real Madrid no merecen otra cosa.

(Foto/Autor/Lopetegui/RFEF)

Facebooktwittergoogle_plusredditlinkedin

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies