Florentino ficha al primer fracasado del Mundial

Facebooktwittergoogle_plusredditlinkedin

El anterior post que escribí, El Madrid torpedea a la Selección, quedó obsoleto a las pocas horas, así que hago otro. No hay problema. A 24 horas del comienzo del Mundial y a 48 del debut de España contra Portugal, tenemos un nuevo seleccionador. Julen Lopetegui, destituido, deja paso a Fernando Hierro. Florentino ficha al primer fracasado del Mundial. Acostumbrado a incorporar al Madrid a los personajes que suelen despuntar en estos torneos (Ronaldo en 2002, Cannavaro en 2006, Özil en 2010 o James Rodríguez en 2014), el presidente blanco supongo que tenía en mente atar a uno de los técnicos triunfadores. Ahora se tendrá que conformar con presentar a uno de escaso prestigio y, como ha quedado demostrado, sin palabra ninguna. Al menos, ahora no le costará un euro, puesto que el ex seleccionador ha sido destituido, así que entiendo que el presidente venderá su jugada como maestra. Tenía un problema y ha encontrado una solución sin gastarse un duro. Así es cómo funcionan nuestras sociedades hoy día. Como si fueran empresas.

El problema lo tiene ahora la Selección. Que se ha torpedeado la ilusión de millones de habitantes de este país. No hay problema, pensará Florentino, mi problema es conseguir otra Champions, no otro Mundial. Ya he leído cómo algún madridista empieza a justificar el fichaje de Lopetegui en que debía aprovechar la oportunidad de su vida y cómo le resbalaban las críticas alegando la sempiterna envidia que se supone despierta el Madrid. Si hubiesen sido Guardiola y Laporta los que hubiesen provocado este terremoto inesperado no volverían ni a sentarse en un palco ni a dirigir en un banquillo, al menos en suelo español. Me parece que hasta los propios medios deportivos de Madrid no validan la actuación ni del presidente blanco ni del ya ex seleccionador. Ambos sólo tenían que guardar las formas y hacer público su compromiso después del Mundial. No era tan difícil, creo yo. Pero ¿y si eliminaban a España en la primera fase? ¿Cómo iba a fichar Florentino a un entrenador fracasado, él que siempre está pendiente de la imagen? Ahí está el quid, me parece, de todo este embrollo.

Supongo que Florentino no contaba con el enfado mayúsculo del nuevo presidente de la Federación, Luis Rubiales, al que la situación dejaba en muy mal lugar para salvar la cara porque le acababan de birlar, sin preaviso, al entrenador que había renovado hasta 2020 hacía tan sólo unas semanas. No sé cómo saldrá la apuesta de Fernando Hierro (supongo que mal), pero la verdad no me importa demasiado. Como salga como intuyo, no me gustaría estar en la piel de Rubiales, porque será el saco de la frustración, al que la prensa del régimen echará todas las culpas. A Florentino no le darán tanto, salvo sus enemigos ancestrales, que también los tiene, por supuesto, porque es un ser superior y todo lo que haga está bien, con tal de ganar una Champions al final de temporada. En realidad, no es culpa suya sino de las sociedad donde vivimos, dónde sólo importa el resultado, no tanto cómo se consiga. Si hace falta pasar por encima del sufrimiento o de las ilusiones de la gente es lo de menos. Lo único que importa es la cuenta de resultados. Desde ahora lo único que espero es que el fracaso de Julen Lopetegui como seleccionador se traslade al que sufrirá como entrenador del Madrid de Florentino Pérez. Incluso en El Padrino había gente con más ética que la demostrada por estos dos personajes.

Facebooktwittergoogle_plusredditlinkedin

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies