class="post-template-default single single-post postid-9752 single-format-standard mmm mega_main_menu-2-1-2 header_3 nav_bar_static preloader wpb-js-composer js-comp-ver-4.7.4 vc_responsive">

Messi no necesita decirse que es el mejor de la historia

Facebooktwittergoogle_plusredditlinkedin

Para celebrar su quinto Balón de Oro, Cristiano dijo de sí mismo que era el mejor jugador de la historia, una afirmación que provoca la risa no sólo en los aficionados del Barça y en los del fútbol en general sino en cualquiera que entienda la vanidad y la soberbia como defectos. Hay que entender su personalidad, afectada de por vida por un padre alcohólico con el que no tuvo mucha relación. Como nadie se lo dice, tiene que ser él mismo el que lo haga. Ni siquiera en el Madrid hay unanimidad en considerarle el número 1, porque antes que él jugó un tal Di Stéfano. El verbo distefanear ha sido utilizado para describir bastantes actuaciones memorables de Messi, pero, que yo sepa, todavía ninguna de Cristiano. Distefanear sirve para describir el juego de la Saeta Rubia, capaz de actuar y desequilibrar en todas las zonas del campo, no sólo en el área, que también. Aupado por el aura que provocan las últimas Champions consecutivas, Cristiano se ha igualado en Balones de Oro con Messi, algo que yo creo socava el prestigio de la propia revista que concede el premio. Messi y Cristiano no son jugadores comparables, por mucho que acumulen los mismos premios individuales. Cristiano tampoco es más que Pelé, Cruyff ni Maradona. Puede que su lugar verdadero esté justo detrás de ellos (ahí sí habría un posible debate futbolero) pero nunca a su altura. Messi no necesita decirse que es el mejor de la historia porque todo el que haya seguido su trayectoria en los últimos 12 años no ha visto nada igual en su vida sobre un campo de fútbol, incluída una buena parte del madridismo. Sólo hace falta verle jugar, no agarrarse a ningún número.

El portugués siempre dice que sus estadísticas están ahí. Y sí, mete muchos goles, tantos como los que marca Messi. La diferencia entre ambos es que, además de meter goles, Messi juega y hace jugar a sus compañeros. Cristiano sólo tiene relación con la portería. El día que no la meta (esta temporada ya lo hace menos), el madridismo le dará puerta sin mayores aspavientos. Al contrario que la relación de Messi con el barcelonismo, que es apasionada, pura emoción, el vínculo de los blancos con el portugués es casi contractual. Cristiano ha sacado provecho para conseguir sus objetivo personal de ponerse (supuestamente) a la altura de Messi y el Madrid se ha aprovechado, como dice Valdano, del “ego más rentable”, esta vez sí, de la historia. Cuando lo cambien por otro (si Florentino piensa traer a Neymar para que gane el Balón de Oro, no creo que Cristiano siga en el equipo), pocos le echarán de menos.

Messi marcó su gol 25 al Madrid y batió un nuevo récord: 526 goles con el Barça, uno más de los que hizo Müller en el Bayern. No hay nadie con más goles en un mismo club en las grandes ligas europeas. El argentino seguirá batiendo récords, ya lo he dicho más de una vez, cuando Cristiano se retire, porque tiene dos años menos. Nunca ha estado preocupado por los premios individuales. El curso pasado le cedía penaltis a Neymar y en este deja que Suárez tire alguna falta. Le interesa más alcanzar los premios colectivos, los únicos con los que verdaderamente parece disfrutar. Esta temporada Valverde le ha convencido de que debe descansar en algunos partidos intrascendentes para dar su mejor versión cuando se decidan los títulos. Además, de fondo está el inminente Mundial de Rusia, quizá su penúltima oportunidad de ganar algo grande con su selección. Ojalá este objetivo le haga aumentar en 2018 su colección de 30 trofeos con el Barça, que es lo importante, porque de oropeles baratos ya va bien servido.

Felicitacion navideña de Messi

Facebooktwittergoogle_plusredditlinkedin

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies