class="post-template-default single single-post postid-8986 single-format-standard mmm mega_main_menu-2-1-2 header_3 nav_bar_static preloader wpb-js-composer js-comp-ver-4.7.4 vc_responsive">

Demasiado castigo para el rey de la Supercopa

Facebooktwitterredditlinkedin

El Madrid fue mejor en líneas generales que el Barça, pero creo que el resultado de la ida (1-3) fue demasiado castigo para el rey de la Supercopa (recordad, 12 títulos azulgrana por 9 del Madrid). Hasta el autogol de Piqué, los de Valverde habían sido incluso superiores. Ligeramente, quizá, pero superiores. Después, no. Después el partido se descontroló y el Madrid jugó mejor sus bazas, sobre todo a la contra. Los de Zidane tienen ahora mismo un equipo más trabajado. Es normal, llevan 3 años juntos. No creo que sea tanto una cuestión de jugadores como de cohesión de grupo. Valverde, en cambio, acaba de empezar y además ha tenido que resetear sobre la marcha pensando que tendría a Neymar en el equipo. No es lo mismo diseñar un equipo con Neymar a uno sin él. El brasileño ya no está, pero esta Supercopa perdida (será muy difícil que el Barça remonte en la vuelta) es una de las consecuencias de su fuga hace una semana.

No da tiempo a probar otra cosa y Deulofeu fue la apuesta de Valverde en el once inicial. De lo que tenía en el equipo, el canterano era lo más parecido a Neymar, pero apenas ha podido hacer la pretemporada y le falta chispa. Los que seguís mi blog sabéis que he defendido la vuelta de Deulofeu, pero yo en esta ida de la Supercopa hubiera jugado con un centrocampista más como Sergi Roberto para equilibrar al centro del campo del Madrid, que jugó sólo con dos puntas, sin Cristiano, de inicio, y sin Benzema, cuando salió el portugués. Deulofeu estuvo más pendiente de defender las subidas de Carvajal que de encararle en ataque. No sacó a relucir una de sus grandes virtudes, que es el descaro, y falló muchos pases sencillos, porque directamente estaban telegrafiados. Que no me gustase su actuación en este partido no significa que no crea que puede ser muy útil al equipo esta temporada. Con la cantera, ya os lo he dicho muchas veces, hay que tener paciencia.

El Barça de la primera parte me gustó mucho y jugó de tú a tú al Madrid. El Barça de la segunda no, porque jugó a lo que quiso el Madrid, que se defendió bien y que además tuvo suerte en varias acciones decisivas. Varane estuvo a punto de hacerse un autogol como el de Piqué, pero el balón se fue fuera. Cuando el Barça empató en un penalti forzado por Suárez y se metió de nuevo en la eliminatoria, al Barça le faltó paciencia y empaque como equipo. Lo que hablaba al principio de falta de rodaje. De todas formas, no es la primera vez que un Clásico se convierte en un correcalles y acaba con victoria inesperada de uno de los dos grandes de nuestro fútbol. Pasó con Guardiola, pasó con Vilanova, pasó así en el último Clásico del Bernabéu con Luis Enrique y pasó en este del Camp Nou en la segunda parte. Cristiano se autoexpulsó (se quitó la camiseta tras su gol y se tiró en el área) y además empujó al árbitro (veremos lo que decide Competición). El portugués y Asensio acertaron desde fuera del área lo que Messi no llegó a embocar a un metro de Keylor Navas en una doble ocasión clarísima a pases de Aleix y Deulofeu. Busquets también envió un gol cantado por encima del larguero. Es verdad que el Madrid también dispuso de ocasiones a la contra cuando el partido se rompió, pero insisto en que hubo demasiado castigo en el resultado. La fortuna no estuvo de parte del Barça en este partido mientras estuvo igualado. Sé que leeréis muchas teorías absolutas sobre esta victoria madridista, pero a mí una Supercopa más o una Supercopa menos no me da ni una gran alegría ni un gran disgusto, por mucho que sea ante el gran rival. Es verdad que hacen falta refuerzos. Parece que lo de Paulinho está hecho y todo apunta a que llegarán Coutinho y Dembelé. Hacen falta fichajes, claro, un impacto como lo de Neymar no es fácil de encajar, pero tampoco hay que volverse locos. Esto es una pequeña decepción en una temporada que no ha hecho más que empezar. Hay una cosa (de las pocas) en la que estoy de acuerdo con Mourinho, cuando dijo aquello de que la Supercopa era la competición más importante del verano, pero la menos importante de la temporada. Eso sí, Valverde tiene que empezar a construir sobre la primera parte de esta ida de la Supercopa, no sobre la segunda.

Aquí podéis comprar camisetas y cualquier artículo del FC BARCELONA

(Foto/firma: Messi pelea con Kovacic por el balón/fcbarcelona.es)

Facebooktwitterredditlinkedin

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies