class="post-template-default single single-post postid-9026 single-format-standard mmm mega_main_menu-2-1-2 header_3 nav_bar_static preloader wpb-js-composer js-comp-ver-4.7.4 vc_responsive">

Dembélé es una inversión de tanto riesgo como futuro

Facebooktwitterredditlinkedin

Sólo le he visto en ratos de partidos (contra España en ese 0-2 de finales de marzo) y en varios resúmenes de Champions, así que tiempo habrá de analizarle con más detalle, pero lo que os puedo decir ahora es que me parece que Dembélé es una inversión de tanto riesgo como futuro. El precio oficial son 105 millones más variables, firmará por 5 años y su cláusula de rescisión se va a los 400. Tiene 20 años recién cumplidos y entre el Rennes y el Borussia Dortmund ha jugado 79 partidos y marcado 22 goles. Con Francia sólo ha disputado 7 encuentros y le marcó 1 gol a Inglaterra, el del triunfo por 3-2 en un reciente amistoso. Este verano el mercado está distorsionado por los petrodólares de los jeques del Manchester City y del PSG fundamentalmente y es difícil calcular el precio de los futbolistas. Si tomamos como referencia el último barómetro del CIES Football Observatory (organismo con sede en Suiza encargado de medir estadísticas y cotizaciones para la FIFA), ahí decían que Neymar valía 210 millones y ha sido vendido por 222, lo que marcaba su cláusula de rescisión. En ese mismo estudio, tasaban a Dembélé en 87,1 millones.

Es evidente que la mayoría de expertos ve un gran futuro a este jugador. Yo también, por supuesto, porque tiene condiciones, sobre todo mucha velocidad y regate, cualidades que le vendrán muy bien al Barça. Pero del mismo modo me parece que es un futbolista que todavía no está hecho del todo. Por supuesto, no es Neymar. Tiene la mitad de gol que el brasileño y mucha menos experiencia. Neymar llegó al Barça con sólo un año más, 21, pero después de haber marcado 136 goles en 225 partidos con el Santos y llevar casi 20 en cerca de 30 partidos con la selección de Brasil.

En cualquier caso, de igual forma en que no tengo prejuicios ni con la edad ni con el precio de Paulinho, no los tengo tampoco con Dembélé. Ronaldo llegó al Barça con su edad y la rompió en su única temporada en el club (1996-97). Saviola aterrizó aún más joven y tampoco tengo mal recuerdo de sus comienzos. Sólo juzgaré a Dembélé por lo que haga en el terreno de juego y sólo espero que el peso de saber que ahora mismo es uno de los jugadores más caros del mundo (el que más de la historia del Barça) no le pase factura. Dependerá de cómo esté amueblada su cabeza. Recordad lo que pasó con Anelka, otro francés, en el Madrid. Incluso Benzemá, que aterrizó en el club blanco con 22 años, necesitó un par de temporadas de adaptación hasta que maduró en el jugador actual que conocemos. Lo bueno para Dembélé es que no tendrá que soportar la presión de hacer goles, como debería hacer un delantero con ese precio. Mientras marque alguno de vez en cuando y se los dé casi hechos a Suárez o a Messi a mí me vale. Una de las cosas que más me llama la atención es su habilidad para jugar con ambas piernas. Pasa, conduce y dribla indistintamente con la izquierda (él dice que es zurdo) y con la derecha, con la que tira los penaltis. Ojalá funcione tan bien como otro casi ambidiestro como Pedro en los comienzos de la etapa de Guardiola. Este fichaje no creo que tape el crecimiento ni las oportunidades de Deulofeu, pues me parece que pueden jugar juntos, uno en cada banda, con Messi de 10 y Suárez en punta en el 4-2-3-1 que vimos de Valverde ante el Betis. Por fin el equipo definitivo va tomando forma. Ya sólo falta que fiche Coutinho.

Facebooktwitterredditlinkedin

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies