class="post-template-default single single-post postid-1272 single-format-standard header_3 nav_bar_static preloader wpb-js-composer js-comp-ver-4.7.4 vc_responsive">

Maganto y 90.000 aficionados en el estreno del Barça 15-16

Facebooktwitterredditlinkedin

Los Ángeles, la meca del cine, verá el estreno del Barça 15-16. Hace seis años, en 2009, el mismo partido ante Los Galaxy convocó a 93.137 espectadores, que es el récord de público en un encuentro disputado en un estadio de fútbol en suelo estadounidense. En la web del club americano se vende el cartel que ilustra estas líneas por 20 dólares (18,5 euros al cambio) y se asegura que la asistencia se irá por encima de los 90.000 aficionados. Puede que el Barça vuelva a batir su propio récord. Y eso que del cartel se cae Messi, que sigue de vacaciones. El argentino sí jugó en 2009, en la victoria azulgrana por 2-1 con goles de Pedro y Jeffren. El tanto de los Galaxy lo hizo Beckham, con un tiro libre a la escuadra que puede ser uno de los mejores goles de toda su carrera. Beckham acababa de dejar el Madrid entonces. Ahora también juega en Los Galaxy otro aficionado madridista, Nacho Maganto, un extremo de 23 años procedente de la cantera del Getafe. «Será un día especial para mí. Me gusta cómo juega el Barça, pero soy del Madrid. Todo el mundo verá el partido en España. Mi familia me ha dicho que disfrute y que gane», afirma Maganto en la web del club.

Se suele decir que el soccer en Estados Unidos no acaba nunca de despegar, pero los recientes éxitos de sus selecciones (la femenina acaba de ganar el Mundial de Canadá y la masculina se impuso en la Copa de Oro de la CONCACAF en 2013 y eliminó a España en la Confecup en 2009), unido al gran auge que experimenta en colegios y universidades, están haciendo que el fútbol sea un deporte cada vez más popular. Además, no hay que olvidar que los americanos llevan haciendo márketing más de cien años. De eso saben un rato. Para atraer al público al fútbol, ellos siempre apuestan por los superventas. Ahora las estrellas reconocidas de Los Galaxy son dos viejas glorias europeas como el goleador Robbie Keane (Inter y Tottenham, entre otros) y Steven Gerrard (Liverpool), pero acaban de fichar a Giovani, el ex del Barça y del Villarreal, que no podrá jugar el encuentro porque está con México. Incluso Johan Cruyff, entrenado por Michels, llegó a jugar en 1979 en un antecedente de Los Galaxy como fueron Los Ángeles Aztecs, club que desapareció en 1981. Hay un gol fabuloso de Cruyff al estilo Messi arrancando desde su propio campo en youtube que recomiendo que vean.

Ni Arda ni Aleix Vidal podrán jugar el partido. Prometo hablar de nuevo otro día sobre la absurda sanción FIFA, porque el colmo es que no puedan alinearse ni en amistosos. Sin Messi, ni Neymar, las banderas del Barça serán Iniesta y Luis Suárez. El partido servirá para ver también a los otros nuevos fichajes, Vermaelen y Douglas, y sobre todo a los chicos de la cantera, tanto a los que llevan más tiempo, caso de Sergi Roberto, Munir o Sandro, como los que se han unido en esta gira como Samper, Halilovic o Gumbau. Para todos ellos es su gran oportunidad de lucir, convencer a Luis Enrique e iniciar el difícil camino al triunfo. Están cerca de Hollywood, así que termino con el clásico luces, cámaras y acción: el Barça 2015-16 ya rueda.

Facebooktwitterredditlinkedin