class="post-template-default single single-post postid-8570 single-format-standard mmm mega_main_menu-2-1-2 header_3 nav_bar_static preloader wpb-js-composer js-comp-ver-4.7.4 vc_responsive">

Valverde da el perfil para triunfar en el Barça

Facebooktwitterredditlinkedin

El presidente Bartomeu anunció que Ernesto Valverde será el próximo entrenador del equipo las dos próximas temporadas con opción a una tercera. Ojalá pueda estar todos esos años en el banquillo porque eso significará que su trabajo continúa con los éxitos del club en los últimos años. Valverde da el perfil para triunfar en el Barça, por supuesto. Tiene el aval de Cruyff, que le auguraba un futuro prometedor como técnico, sus equipos siempre se han caracterizado por su clara vocación ofensiva y por el buen trato al balón, tiene mano izquierda para gestionar jugadores, cantera y Prensa y conoce la entidad, aunque su paso fuera fugaz a principios de los 90. Valverde era un delantero rápido, escurridizo y buen rematador con ambas piernas, una especie de Pedro que Cruyff fichó del Espanyol de Clemente. No tuvo suerte en el Barça. Fue debido a las lesiones y a algo más, según explica el propio Johan en su libro Mis futbolistas y yo: «Valverde nunca llegó a jugar relajado con nosotros. Él mismo se ponía el freno y fue justo cuando estaba traspasado al Athletic cuando, ya sereno, empezó a dar lo mejor de sí mismo. No tuvo suerte con nosotros y lo lamento porque tenía cualidades. Y es que no me cansaré de repetirlo, el Barcelona es muy complicado y para triunfar aquí hay que estar muy seguro de sí mismo».

Es lo que yo pienso, para triunfar en el Barça no vale sólo con estar preparado, hay que tener suerte y también mucho carácter, sobre todo a la hora de soportar las críticas del famoso entorno, que siempre las hay. Valverde acabó jugando sólo 24 partidos (8 goles) a las órdenes de Cruyff y, aunque lo ha hecho muy bien dirigiendo en el Athletic, donde se ha convertido en una leyenda del banquillo, también fracasó en el Villarreal y, en menor medida, en el Valencia. Jamás ha entrenado a un equipo grande de verdad, pero eso no fue un obstáculo para que Guardiola y Luis Enrique triunfaran plenamente. A los 53 años le llega la gran oportunidad de su vida para engordar su palmarés y entrar en los libros de la historia grande del fútbol.

A mí siempre me ha caído bien y es un entrenador al que he admirado a través de sus equipos. Es notorio que sabe dar cancha a los canteranos, un asunto bastante importante en el Barça. Williams, al que no me importaría nada que intentara fichar, dice de él: «Es un entrenador muy tranquilo, transmite calma y seguridad a sus jugadores». Esa es la imagen que da sin conocerle en profundidad. Zubizarreta, cuando era director técnico azulgrana, intentó contratarle como sucesor de Guardiola y, también después, cuando Tito Vilanova recayó de su enfermedad, pero no se dio. Por último, os cuento de dónde viene su apodo de Txingurri (hormiga en vasco), por si no lo sabéis. Mejor que lo haga su autor, Javier Clemente: «Le fiché para el Espanyol del Sestao y le puse el apodo de Txingurri porque con 22 años era delgadito y pequeñito. Si no le gustó, le hice una faena, porque se le ha quedado para siempre, pero era un apodo cariñoso». Lo dicho, Valverde está preparado para entrenar al Barça. Su estreno oficial será jugándose un título contra el máximo rival, la Supercopa de España en agosto. Sólo falta que demuestre carácter y que tenga suerte. Ojalá sea así, porque su fortuna también será la nuestra como aficionados.

(Foto/Autor: Valverde, en su época de jugador azulgrana/fcbarcelona.es)

Facebooktwitterredditlinkedin

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies